Mié. Abr 24th, 2024

Las necesidades de infraestructura eléctrica no se limitan al público general, ya que, aunque cargar un vehículo eléctrico es una tarea sencilla, para los conductores en situación de discapacidad, con movilidad reducida y de edad avanzada puede resultar un proceso complicado.

Por esta razón, Ford ha desarrollado un prototipo de estación de carga robotizada que se maneja a través de un smartphone, de forma que los conductores en situación de discapacidad pueden permanecer en el vehículo mientras se carga o salir y dejar que la máquina complete el proceso.

Los investigadores de Ford están poniendo a prueba la estación de carga robotizada en situaciones reales. Una vez activada, la tapa de la estación se abre y el brazo de carga se extiende hacia la entrada con la ayuda de una pequeña cámara. Tras la carga, el brazo se retrae en su sitio, pero los conductores controlan en todo momento el estado de la carga a través de la aplicación FordPass.

En el futuro, la estación de carga robotizada, fabricada por la Universidad de Dortmund (Alemania), podría instalarse en plazas de aparcamiento para discapacitados, en aparcamientos o en domicilios particulares. La tecnología también podría permitir una carga más potente que reduzca los tiempos de espera.

A más largo plazo, el proceso podría automatizarse por completo, con una participación mínima o nula del conductor, que se limitaría a enviar el vehículo a la estación de carga, y la infraestructura se encargaría de que llegara a su destino y regresara de forma autónoma.


Source: Coches

Share Button

por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *