Noticias del Motor

Opel se perfila líder por primera vez en el mercado español

JUAN FERRARI

El nuevo Opel Insignia

En los últimos 17 años, desde que hay registros, Opel jamás ha cerrado diciembre como líder del mercado de turismos en España. A falta de los datos de noviembre y diciembre, este podría ser el primer ejercicio que ocupe el primer puesto del ranking, según afirman fuentes de la marca.

Lo más cerca que estuvo fue en 2001, cuando quedó segunda. Sin embargo, entre ese año y  2012 siempre se ha situado en la parte baja de la tabla del top 10 de las marcas, en sexto o séptimo puesto. A partir de 2013, la presión de la marca alemana propiedad del grupo estadounidense General Motors ha hecho que fuese ganando posiciones.

Aquel año ya cerró en cuarta posición, en 2014 se situó tercera y el pasado año repitió un cuarto puesto. Su presencia en el mercado de las empresas de alquiler, donde es líder en turismos, ha obrado el milagro para Opel.

Los expertos apuntan que el mercado de automoción es peculiar en España. La fuerte competencia lo convierte en una rara avis entre el resto de países europeos.

Aquí, las marcas se van sucediendo año tras año en los primeros puestos en función, en buena parte, del éxito de los modelos que hayan lanzado ese ejercicio y su política de descuentos.

Raro es el año en el que la marca triunfadora se ha hecho con el 10% de las ventas. Por lo general, alcanzar el 9% es todo un prodigio. En otros países no es así.

En Italia, en el extremo opuesto, el grupo Fiat con sus marcas Fiat, Alfa Romeo, Lancia o Jeep copan el 40% de las matriculaciones y su liderazgo no está ni remotamente amenazado.

Algo similar sucede en Francia, donde las marcas patrias –Renault, Peugeot y Citroën– están siempre en cabeza. O en Alemania, donde es difícil que una marca no germana pueda hacerse con el podio.

Las marcas nacionales suelen tener un tirón muy fuerte en los países de origen. Pero en este caso, España también es diferente, pues Seat, que ha competido muchas veces por el liderazgo y casi siempre se coloca en el top 5, no consigue continuidad en el liderazgo.

Ciertamente, la marca ya no es española cien por cien, al pertenecer al grupo Volkswagen. No obstante, igual sucede con Skoda, del mismo grupo, y que se mantiene como líder en la República Checa y en Eslovaquia, o la rumana Dacia, también número uno en su país, a pesar de pertenecer a la francesa Renault.

De hecho, la mayoría de las marcas han perdido su origen al pertenecer a grandes grupos y es frecuente la existencia de modelos compartidos por empresas competidoras cuya diferencia es el logotipo.

La peculiaridad del mercado español reside, pues, en la propia idiosincrasia de los españoles. Somos probablemente el consumidor más infiel a la marca de automóviles e, incluso, parece raro encontrar personas que tiendan a repetir, con la excepción de las marcas premium, donde la continuidad es mayor.

Esto no sucede en otros países, donde el comprador es tan fiel a su marca de automóviles como a su periódico.

Esta falta de fidelidad, que está cambiando aunque muy lentamente, se debe en gran parte al peso que supone el precio a la hora de cambiar de coche. El español tiene claro el segmento que busca, el combustible que quiere -diésel, gasolina, híbrido,  eléctrico-, si elegirá un crossover, una berlina, un coupé o una ranchera, hasta sabe qué color prefiere.

Todo, menos la marca, que suele ser lo último, y elegirá una u otra a veces por unos cientos de euros de diferencia. Esto hace que los descuentos en España, de media superiores a 4.000 euros por coche, sean los más altos de toda Europa.

Todo ello explica que los puestos en el top 10 se diluciden por unos cientos de coches de diferencia. Hasta octubre, Opel aventaja al segundo, Volkswagen, por 2.300 unidades (sobre 76.602); pero los 3 últimos se la están jugando por 425 coches.

Los modelos más vendidos en 2016 (hasta octubre)

Citroën C4

El liderazgo de este modelo tiene algo de trampa, pues en realidad suma 4 coches diferentes (el C4, el C4 Cactus, el C4 Picasso y el C4 Grand Picasso 7 plazas). Eso explica que bajo esta denominación comercial se incluya el 59% de las ventas de Citroën en España.

Seat León

El León, desde su nuevo estilo, ha conseguido desplazar al Ibiza como el modelo más vendido de la marca española propiedad del grupo Volkswagen. Seat optó por un diseño menos deportivo y juvenil para acomodarlo al espíritu familiar.

Seat Ibiza

Este modelo es uno de los iconos del mercado español ya desde su lanzamiento, en 1984, el primer modelo fabricado por la marca tras romper la relación con Fiat. A pesar de la notoriedad del 600, el Ibiza es el coche más vendido de la marca española.



Source: Coches

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *