Noticias del Motor

Google usará los Chrysler Pacifica para probar su software de coche sin conductor

LEIRE PÉREZ / JESÚS DOMÍNGUEZ

  • Google prevé que el monovolumen podrá estar en marcha a finales de 2016.
  • Esta flota se suma a los Lexus que ya funcionan por Estados Unidos a modo de coche sin conductor.
  • La compañía tecnológica ha ampliado su programa de pruebas a cuatro ciudades de Estados Unidos, por lo que necesita más coches.

Chrysler Pacifica

Fiat Chrysler (FCA) fabricará un centenar de sus monovolúmenes Pacifica para que Google pruebe su software de conducción autónoma en ellos. La compañía tecnológica prevé que algunos de estos coches ya estén rodando en fin de año.

“Es la primera colaboración directa de Google con un fabricante de automóviles para integrar su tecnología de vehículos autónomos“, según informa Google en el blog que tienen destinado para explicar los progresos de su coche autónomo. “Incluiremos los ordenadores que mantienen nuestro software y los sensores que permiten a ese software ver lo que hay en la carretera alrededor del vehículo”, añaden en el blog.

Por un lado, Google consigue una relación directa con un fabricante de coches que tiene años de experiencia y realiza un proceso de fabricación en masa de vehículos. Por otra parte, el grupo FCA busca un aliado tecnológico que le aporte soluciones de comunicación. Esta es la reflexión de David Killey, periodista de Forbes que se dedica a analizar el mercado de la automoción.

“La experiencia de ambas compañías será fundamental para la entrega de soluciones de tecnología del automóvil que, en última instancia, han de producir amplios beneficios para el consumidor”, afirma por su parte el presidente de Fiat Chrysler, Sergio Marchionne, idea que ha manifestado en varias ocasiones.

Con esta incorporación de cien Chrysler Pacifica, Google quiere más que duplicar su flota actual de vehículos que está utilizando para probar su software de coche autónomo. Actualmente, Google cuenta con 70 vehículos Lexus, así como algunos prototipos propios. En marzo, por ejemplo, Google detalla en su informe mensual que utilizaron 21 Lexus RX450h, 13 de ellos en Mountain View (California) y 8 en Austin (Texas). Además, utilizaron 33 prototipos autónomos. De ellos, 24 circularon en Mountain View (sede de Alphabet-Google), 7 en Austin y 2 en Kirkland (Washington).

La andadura de Google en el campo de los coches autónomos comenzó en 2009 cuando empezó a probar esta tecnología en algunos modelos de Toyota. Siete años después, los coches sin conductor de Google han recorrido más de 2,4 millones de kilómetros. En los últimos meses Google ha ampliado su programa de pruebas a cuatro ciudades de Estados Unidos, además de las habituales calles de Mountain View, la ciudad donde Alphabet (Google) tiene su sede. Por ello Google considera que es el momento de añadir más vehículos a su flota.

¿Qué aporta el Chrysler Pacifica?

Bruce Velisek, director de marketing de Chrysler, asegura en el vídeo superior que el Pacifica enfoca sus esfuerzos en la seguridad de sus ocupantes. Cuenta con un aviso de colisión delantera: utiliza un radar y unos sensores de vídeo que ayudan a detectar si el coche se aproxima a otro vehículo o a un obstáculo. De esta forma, ayuda al conductor a evitar un accidente con avisos visuales y de escucha. Si el conductor no responde, el sistema frena el coche automáticamente.

También está equipado con un sistema de observación de 360º: tiene cuatro cámaras con las que se vigila el exterior del vehículo y así se pueden controlar todos los ángulos, incluida la parte trasera del Pacifica cuya cámara se activa cuando se engrana la marcha atrás.

Su Control de Crucero con sistema de Stop and Go identifica los vehículos que se aproximan al coche por delante y por detrás y controla su distancia con respecto al propio vehículo. Este sistema funciona entre 0 y 160 km/h.

Por último, cuenta con asistencia de salida de carril: tiene un sensor que detecta cuándo se desplaza el vehículo a otro carril de forma involuntaria.

La versión que ha escogido Google es la híbrida. “Tiene un motor Pentastar V6 de 3,6 litros con 248 CV y un motor eléctrico enchufable (conector en el lateral delantero izquierdo del vehículo) cuyas baterías de ion litio entregan una potencia de 16 kWh y se cargan en dos horas con 240 V. Si se utiliza el motor eléctrico, se puede realizar un recorrido de unos 50 km. Su autonomía con los dos motores es de unos 850 km”, indica Bob Lee, responsable de los sistemas de propulsión eléctricos de FCA.

Source: Coches

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *