Mié. Abr 24th, 2024

Como ya hemos ido informando en las últimas semanas, la creación de la nueva marca Mobilize está encuadrada en la estrategia de presente y futuro del Grupo Renault, que quiere reformular el negocio en la industria del automóvil hacia vías distintas a las tradicionales.

Una de las alternativas que más ha crecido y se espera que lo siga haciendo en los próximos años es el del transporte privado de personas, y ese es, precisamente, el punto en el que se enmarca Mobilize con la nueva berlina eléctrica Limo y la oferta de suscripción flexible Mobilize Driver Solutions para profesionales.

La primera empresa en implementarlo ha sido Cabify, que ha adquirido en Madrid una flota de 40 vehículos Limo como “test”, y en función de la acogida y experiencia se extenderá a otros puntos de Europa y se dará forma definitiva al proyecto.

La clave de la nueva fórmula está en los servicios asociados a la adquisición vía suscripción del Mobilize Limo eléctrico (no se vende), una suerte de renting para profesionales del transporte, taxis y VTC, que incluye, por una cuota mensual –que no ha sido facilitada al estar el proyecto en fase experimental–, el uso del vehículo, garantía hasta los 300.000 km, seguro a todo riesgo, mantenimiento, acceso a puntos de recarga, asistencia en carretera, cambio de neumáticos y atención personalizada y prioritaria en taller. La suscripción mínima es de tres meses y a partir de ese período se puede abandonar en cualquier momento previo aviso y sin penalización.

Coche eléctrico de procedencia china

El Mobilize Limo proviene de una empresa china, Jiangxi Jiangling Group, en la que la marca del rombo tiene participación. Es una berlina cien por cien eléctrica que reúne las características que Mobilize considera esenciales para su cometido en términos de fiabilidad, espacio, sentido práctico, equipamiento y tecnología.

El Limo mide 4,67 metros de longitud y tiene una distancia entre ejes de 2,75 metros, lo que lo dota de un amplio espacio interior y un maletero con 500 litros de capacidad. Equipa un motor eléctrico de 118 kW de potencia, el equivalente a 160 caballos, que se asocia a una batería de 60 kWh de capacidad para ofrecer una autonomía de 450 km en ciclo WLTP.

Aunque nos hemos puesto al volante y la conducción es muy plácida, indudablemente es un coche ideal para “ser llevado”, ya que prima el confort por encima de todo y ha sido adaptado al gusto y usos europeos. Incluso dispone de control de volumen del sistema de sonido y climatización en la parte trasera para los pasajeros.

El equipamiento, muy completo, es único y cerrado, y solo se puede elegir uno de los tres colores disponibles para la carrocería: negro, blanco y gris.

El Limo está provisto de una doble interfaz digital con pantallas de 10,2 y 12,3 pulgadas para el cuadro de mandos y el sistema multimedia, que admite la réplica de smartphones con Apple CarPlay y Android Auto. También hay disponibles aplicaciones de control del coche por parte del conductor y para la gestión de flotas, y la actualización del software y firmware del vehículo es inalámbrica “over the air” para no tener que acudir al taller.

Adicionalmente cuenta con recursos de ayuda a la conducción de última generación como el control de velocidad adaptativo, asistente de carril, alerta de vehículos en el ángulo muerto o cámara de 360º.


Source: Coches

Share Button

por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *