Vie. Abr 12th, 2024

No es una novedad ni pilla de sorpresa. Las intenciones de la Dirección General de Tráfico para acortar los tiempos de renovación del carné de conducir entre los mayores de 65 años que quieran seguir conduciendo llevan meses encima de la mesa. Y es que esta es la única manera de controlar que los mayores mantengan intactas las facultades y capacidades necesarias para seguir al volante de sus vehículos sin poner en riesgo la seguridad vial.

Hasta ahora, los mayores de 65 años tenían la obligación de renovar su carné de conducir cada cinco años, quedando exentos de pagar la correspondiente tasa de renovación los mayores de 70 años. Sin embargo, con la publicación del plan bienal de Seguridad Vial redactado por el Ministerio del Interior, estos plazos van a verse reducidos antes del 2023, año en el que finalizará la aplicación de las diversas actuaciones en esta materia que se quieren llevar a cabo. Por el momento, todavía no hay ninguna propuesta concreta.

Dos años de plazo y psicotécnicos más estrictos

Al no haber una edad límite hasta la cual se pueda conducir, la renovación y las pruebas psicotécnicas son la única manera de asegurar que se puede seguir llevando el coche con seguridad, de ahí la razón de unos plazos más ajustados. Por ejemplo, desde Fesvial piden que la actualización del permiso se haga cada dos años a partir de los 70 años.

Igualmente, otra medida que quiere aplicar la DGT en estos casos es exigir test psicotécnicos más complicados o más estrictos para la gente mayor. Un estudio elaborado por la Fundación Línea Directa desveló que un 10% de los mayores de 65 años resultan no aptos en la renovación del carné tras no pasar las pruebas psicotécnicas y que en un 70% de los casos reciben restricciones de circulación.


Source: Coches

Share Button

por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *