Mié. Abr 24th, 2024

Coche eléctrico sí, coche eléctrico no… Hay opiniones de cualquier tipo entorno a estas nuevas motorizaciones que, poco a poco, van ganando protagonismo, en parte por las restricciones a los vehículos con motor convencional, en parte por la necesidad de empezar a reducir el impacto de las emisiones del tráfico rodado en el medioambiente.

El contexto que rodea al coche eléctrico es, del mismo modo, desigual. Pese a ser uno de los países que mayor porcentaje de crecimiento en cuota de mercado muestra, el escepticismo de los conductores se sigue manteniendo en unos niveles elevados. ¿Será por la falta de inversión en puntos de recarga? Puede ser, ya que España sigue estando a la cola de Europa en este aspecto pese a la subida de las ventas.

Crecen las ventas, pero no la confianza

Según los datos de ventas de Anfac, los coches electrificados han conseguido esquivar la gran bajada de las matriculaciones de julio y han mantenido su tendencia habitual con un crecimiento del 4%. Las motos eléctricas se han comportado de una manera similar.

Los coches totalmente eléctricos destacan por la mejora de sus datos de ventas: solo en julio crecieron un 31% y ya acumulan una cuota de mercado del 3,42%. Aunque parezca un porcentaje modesto, el crecimiento ha sido notable y puede ser síntoma de una ligera pérdida de miedo hacia estos nuevos motores.

Sin embargo, la actitud de los compradores y conductores parece no sacudirse de encima, al menos todavía, la desconfianza. Según un último estudio de Carwow, los españoles se muestran escépticos con respecto al uso de coches eléctricos, algo que ralentiza su mayor presencia en el parque automóvil español y también el crecimiento de las ventas.

Los puntos de carga siguen siendo un problema

Una de las razones para desconfiar de esta nueva mecánica es la falta de infraestructura de recarga, muy limitante en los casos en los que no se pueda instalar un cargador en el garaje o si se tiene que realizar un viaje largo, cuya distancia exceda la autonomía de la batería.

España cuenta con 11.517 puntos de recarga de acceso público. Según un estudio de Carwow, con estos datos el país cerró el año pasado en la 34ª posición de 44 debido a la poca cantidad de nuevos puntos de recarga instalados en comparación con países como Francia, Corea o China. En Corea del Sur hay ya 384 enchufes por cada 1.000 kilómetros según la AIE.

En lo que respecta a nuestro país, a finales de este año debería haber un total de 250 mil vehículos eléctricos que demandan, como mínimo, 70.000 puntos de recarga públicos. Por el momento, con apenas 12.000 enchufes de acceso público, el objetivo queda cada vez más lejos, algo que sin duda frena a los conductores de cara a adquirir un coche eléctrico, entre otras dificultades como el precio.


Source: Coches

Share Button

por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *