Mié. Abr 24th, 2024

Los viajes de verano están entre los momentos más esperados del año, ya que son sinónimo de vacaciones. Sin embargo, cuando toca hacerlos en coche hay un factor que puede resultar algo incómodo: el calor. Viajar sin aire acondicionado puede convertirse en un suplicio y dejar el coche aparcado al sol, una tortura a la hora de volver a cogerlo.

Tanto si tienes el aire acondicionado de tu coche estropeado como si tu vehículo no dispone de este sistema, o bien si estás recogiendo el coche después de dejarlo aparcado, estos trucos de Mapfre te ayudarán a bajar la temperatura del habitáculo.

Abrir y cerrar las puertas

Este truco es bastante efectivo. Se trata de abrir la puerta del piloto, bajar la ventanilla y abrir y cerrar esta misma puerta 5 veces. También se puede bajar la ventanilla de la puerta del piloto, dejándola cerrada, y abrir y cerrar la del copiloto. Con este sencillo gesto conseguirás expulsar el aire caliente para bajar la temperatura hasta 8 grados.

Colocar trapos húmedos

El agua hace que la temperatura del aire disminuya, así que se pueden colocar trapos o toallas húmedas justo en las rejillas de salida. Con este truco conseguirás que el aire se enfríe más rápido pero es mejor utilizarlo cuando se viaja acompañado, para que el copiloto se encargue.

Usar hielo

Colocar unas bolsas de hielo impermeables en el suelo del coche conseguirá bajar la temperatura del habitáculo del coche. De todas formas, este sistema es más idóneo para trayectos cortos ya que los hielos se irán derritiendo.

Usar una botella de plástico

El método consiste en recortar la parte superior de una botella de plástico y dejar que la parte más ancha se encaje en la ventanilla, dejando la boca apuntando hacia dentro. Con esto, el aire se comprime para poder pasar por el cuello de la botella y se descomprime al salir, consiguiendo aire frío como resultado.

Abrir las ventanillas

Es cierto el sistema más común pero también el más ruidoso y menos económico, ya que aumenta la resistencia del vehículo y por tanto el gasto de combustible. Al bajar las ventanillas durante la circulación se consigue que el aire circule por el habitáculo y la temperatura baje algunos grados, aunque cuidado si el aire que entra es caliente, ya que el efecto puede no ser el deseado.


Source: Coches

Share Button

por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *