Noticias del Motor

Socavones, baches y grietas invaden las calles de la capital pese a los planes de asfaltado

FCO. PELAYO

  • El Ayuntamiento ha recibido 10.631 denuncias por deficiencias en el pavimento en los cuatro primeros meses de 2016, un 3% más que en el mismo periodo de 2015. 
  • La mayoría de las quejas se producen por las deficiencias que presenta la calzada: aumentan, sobre todo, los avisos por socavones (+29%) y grietas (+28).
  • El Consistorio invirtió el año pasado en arreglos extraordinarios de vías públicas unos 30 millones de euros, pero los desperfectos no disminuyen.
  • El Colegio de Ingenieros de Caminos señala como elemento clave para el deterioro del asfaltado el “mantenimiento insuficiente”. 

Grieta y bache en Gran Vía

Madrid capital sigue teniendo un problema con el asfaltado de sus calles. Los baches, grietas y socavones continúan invadiendo los espacios públicos por donde circulan vehículos, peatones y ciclistas. En los cuatro primeros meses de 2016, el Ayuntamiento de Madrid ha recibido un total de 10.631 avisos de ciudadanos por diversos defectos en la calzada y en la acera, lo que supone 289 más (+3%) que en el mismo periodo de 2015, según reflejan las cifras del portal municipal Madrid Avisa. Este sistema recibe las quejas de los ciudadanos en cuanto a aceras, asfalto o baches, entre otros, y se compromete a solucionarlas en el plazo de 72 horas en función de su gravedad.

La mayoría de los avisos se producen por las deficiencias que presenta la calzada. En el primer cuatrimestre del año han subido sobre todo, respecto al año anterior, las denuncias ciudadanas relacionadas con grietas, que han pasado de 231 a 295 (+28%), y socavones, que han experimentado un aumento del 29% al crecer de 1.608 a 2.076. Las quejas por baches han repuntado un 4%, de 748 a 776.

Los vecinos de la capital más afectados son los que viven en Centro (316 denuncias), Moncloa (347) y Carabanchel (340), que acumulan casi el 10% de las reclamaciones.”Es una vergüenza como está Malasaña. Las obras de adoquinado que licitó el anterior Ayuntamiento (PP) han sido un fiasco y las empresas que las ejecutaron no quieren ahora asumir la responsabilidad de una actuación deficiente”, señala Jordi Gordon, portavoz de la Asamblea Ciudadana del Barrio de Universidad (ACIBU). Gordon añade que “es una verdadera pena” ver el estado de la calle Pez, Corredera Baja, Desegaño o Ballesta. “Es un problema que se viene acumulando desde hace años. Basta con montarse en un autobús o un coche para comprobar el mal estado del pavimento. Hay zonas en las que ruedas se quedan clavada“, afirma Pedro Casas, de la Asociación de Vecinos de Carabanchel Alto, que señala a la Avenida de Carabanchel Alto y la calle Joaquín Turina como los dos puntos donde la calzada está más deteriorada en la zona.

Desde el Colegio de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos de Madrid opinan que existen múltiples causas para el deterioro del asfaltado, como la climatología o la intensidad de tránsito de vehículos, pero consideran como elemento clave el “mantenimiento insuficiente”. “Si el mantenimiento o la remodelación de viales es menor o se ha ido espaciando en el tiempo, en especial en las vías con grandes intensidades circulatorias, no se consiguen solucionar estos daños. Si no se renueva por completo la capa de rodadura y los daños llegan al firme, es decir: si el arreglo es superficial, volverá a abrirse en poco tiempo”, explica Miguel Ángel Carrillo Suárez, decano del colegio madrileño.

¿Operación Asfalto en 2016?

Eso precisamente fue lo que sucedió en Madrid durante cuatro años: en 2010, el plan especial de asfaltado se llevó 3,4 millones; en 2011 y 2012 se invirtieron solo 1,43 millones y en 2013 ni siquiera se llevó a cabo. Esta falta de medios provocó que se agravase el mal estado de las vías públicas, lo que llevó en 2014 a la entonces alcaldesa Ana Botella (PP) a recuperar la denominada Operación Asfalto. Entonces, Botella aprobó una inversión de 114 millones de euros en ocho años con actuaciones en calles, aceras y puentes de la capital equivalentes a una carretera de 450 kilómetros de largo y 10 de ancho. En concreto, en 2014 se destinaron 13,4 millones de euros (unos 9 millones dedicados exclusivamente a calzadas) en asfaltar 70 trazados. El arreglo incluyó la calle Goya, en la Milla de Oro de la ciudad, el Paseo del Prado, Cardenal Herrera Oria, la Carretera de Canillas, Ríos Rosas o el Paseo de las Delicias.

La llegada de Ahora Madrid al Gobierno municipal no paralizó esta inversión y en 2015 se pavimentaron alrededor de un millón de metros cuadrados entre calzadas de vías públicas y autovías de competencia municipal (370.000 metros cuadrados en la M-30), obras de adecuación y reforma de aceras de 47 calles, y el acondicionamiento de 35 puentes y pasos (13 de la M-30), con un coste de unos 30 millones de euros. El Ayuntamiento no ha concretado a 20minutos si este año van a continuar los trabajos extraordinarios de acondicionamiento de vías públicas.

Contrato con un rebaja del 22%

Otro elemento que ha influido en la conservación del pavimento es el contrato integral de infraestructuras viarias que el anterior Consistorio adjudicó a la baja en diciembre de 2013 para el “mantenimiento de los pavimentos, estructuras y obras de paso de las vías y espacios públicos” y que se está mostrando insuficiente. Los tres lotes (norte, centro y sur de la villa) fueron a parar a la empresa Dragados, que ofertó con una rebaja media del 22,44% sobre el presupuesto de licitación. La mesa de contratación se lo otorgó durante 8 años por una cantidad de 336,59 millones por ser la proposición “económicamente más ventajosa”. Esta cifra supone una inversión anual media de unos 42 millones de euros.

Dinos… En qué lugar de tu barrio hay baches, socavones o grietas en el pavimento. Puedes escribirnos y enviar imágenes al correo electrónico lectores@20minutos.es o a través de Twitter con el hashtag #baches20m

Source: Coches

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *