Mar. Abr 23rd, 2024

La Inspección Técnica del Vehículo, más conocida por sus siglas ITV, hace referencia a las pruebas que deben superar todos los vehículos a motor en España para acreditar que están en condiciones de circular por la red viaria de nuestro país. Además, este trámite es periódico y conforme el coche cumple más años, se debe acudir cada menos tiempo.

Por otra parte, a la hora de llevar el automóvil a una estación de servicio de la ITV, los conductores suelen tener bastantes dudas, por ejemplo, si es necesario solicitar cita previa, pero también se preguntan acerca de la responsabilidad en caso de que el vehículo sufra daños en el proceso de inspección.

¿Qué pasa si te rompen algo en la ITV?

Aunque es una situación que no suele ocurrir, sí que cabe la posibilidad de que se produzca algún daño durante alguna de las pruebas, debido a que el rendimiento del vehículo se expone ante circunstancias desafiantes que se pueden producir en carretera.

En estos casos, si por una mala praxis por parte del técnico de una ITV hay daños en el vehículo, será el seguro de la estación de servicio quien cubra con los gastos de la reparación. Pero si se detecta alguna avería tras pasar la ITV de forma favorable y esta se debe viene causada por la inspección, se deberá presentar una reclamación detallando todos los hechos para que cubran los daños causados en el automóvil.

¿Qué resultados son posibles tras la ITV?

Si la inspección es favorable, el vehículo podrá seguir circulando legalmente, recibiremos en la estación dos documentos para llevar siempre en el coche: un informe de inspección y una señal V 19 que se colocará en la parte superior derecha del parabrisas desde el interior. En caso de que sea un resultado negativo, el vehículo será inmovilizado y no podrá circular en absoluto.

Podrá ser llevado a un taller únicamente con una grúa para su reparación, con un plazo máximo de dos meses para volver a pasar la ITV y asegurarse de que se hayan corregido los problemas. En el caso de una inspección desfavorable, el plazo de reparación también es de dos meses, pero en este caso se permite el trayecto del vehículo hasta el taller y de vuelta a la ITV para verificar la corrección de los problemas.

¿Se puede circular con la ITV caducada si tengo la cita cogida?

La Dirección General de Tráfico (DGT) es firme en este punto y establece claramente que está prohibido circular con la ITV vencida, incluso si hemos reservado cita previa y la fecha asignada es posterior a la fecha de vencimiento.

A través de sus plataformas en redes sociales, la DGT ha lanzado diversas campañas enfatizando la importancia de realizar la inspección técnica en el momento indicado. De no cumplir con esta obligación, se incrementa el riesgo de sufrir un accidente. Además, las aseguradoras excluyen la cobertura de daños en caso de siniestro si la ITV está caducada.


Source: Coches

Share Button

por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *