Mar. Abr 23rd, 2024

En España, todo vehículo a motor matriculado que circula por las carreteras de nuestro país debe abonar un impuesto anual de circulación en el municipio donde esté registrado, pero el precio varía bastante según la ciudad, incluso en urbes que se encuentran a poca distancia entre sí.

Por tanto, antes de empadronar un vehículo en un municipio, es preciso conocer la cantidad anual que se deberá pagar por él. Es por ello, que, en nuestro país, existen grandes diferencias entre las ciudades donde se abona más y menos por esta tasa obligatoria.

¿Cuál es la ciudad donde es más caro este impuesto?

Según especifica un estudio de Kelisto.es, el impuesto de circulación más caro que existe en España se encuentra en la ciudad de San Sebastián, donde cada vehículo deberá pagar cada año por estar registrado en ella una media de 86,30 euros, lo que supone casi un 40% más de la media de nuestro país que se establece en 61,62 euros.

A Donosti le siguen en el ranking de municipios donde se debe abonar más por el Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica Barcelona, Ceuta, Ciudad Real y Granada. En el caso contario, las más baratas son Santa Cruz de Tenerife y Melilla, con un coste medio de solo 34,08 euros.

¿Cuánto es el impuesto de circulación en Madrid?

En la capital de nuestro país, la cuantía variará dependido del tipo de vehículo, según lo establecido en el Anexo II del Real Decreto 2822/1988, de 23 diciembre, por el que se aprobó el Reglamento General de Vehículos. Por ello, desde el Ayuntamiento de Madrid los divide en seis categorías distintas: turismos, autobuses, camiones, tractores, remolques y semirremolques, y motocicletas y ciclomotores.

Por ejemplo, en el caso de los turismos, si tienen menos de 8 caballos fiscales solo pagan 20 euros por el impuesto; de 8 a 11,99 CV fiscales, la cuantía asciende a 59 euros; de 12 a 15,99 CV fiscales, el impuesto es de 129 euros; de 16 a 19,99 CV fiscales, la cuota aumenta a 179 euros; y, por último, si tiene más de 20 CV fiscales, el importe será de 224 euros.

¿Cómo se calcula el impuesto de matriculación en España?

En la actualidad, el cálculo del impuesto se basa en los niveles de emisiones establecidos por el Reglamento 2019/631 de la Unión Europea. En España, esto se divide en cuatro categorías distintas. En primer lugar, los vehículos nuevos que emiten hasta 120 g/km de CO2 están exentos de este impuesto, lo que incluye los vehículos con la etiqueta Cero y ECO de la DGT.

Para emisiones entre 121 y 160 g/km de CO2, se aplica un 4,75% del valor sin IVA del vehículo. En el tercer tramo, que abarca emisiones entre 161 y 200 g/km de CO2, el impuesto asciende al 9,75%. Finalmente, para emisiones superiores a 201 g/km de CO2, se debe pagar el 15,75% del valor del automóvil.


Source: Coches

Share Button

por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *