Noticias del Motor

Productos específicos para limpiar los inyectores del motor, ¿realmente funcionan?

El mantenimiento de los coches y de los motores se ha ido complicando con el paso del tiempo. La modernización de los sistemas de propulsión, los avances en la mecánica y la suma de elementos que reduzcan la emisión de gases y la suciedad del aire que circula dentro del motor son añadidos que hay que tener en cuenta en las limpiezas y en las revisiones.

Y una de estas piezas que pide algo de atención y de limpieza son los inyectores. Este pequeño elemento se encarga, dicho de una manera muy sencilla y rápida, de suministrar a cada cilindro el combustible necesario en ese momento preciso. Con motivo de esta función, pueden acabar acumulando suciedad y ver afectado su funcionamiento.

Para ello, es aconsejable limpiarlos antes de notar los efectos de esta suciedad (tirones en el motor, ruido de traqueteo, exceso de humo…) y para ello se puede acudir al mecánico, donde se realizan dos tipos de tratamiento: por ultrasonidos o por barrido. Pero también es posible limpiarlos en casa mediante el uso de aditivos.

Estos productos, que pueden adquirirse en tiendas especializadas o incluso en Amazon, se añaden en el depósito de combustible y, cuando se mezclan con el carburante, pasan por los inyectores y los limpian, deshaciendo las posibles impurezas que puedan acumularse en esta parte del motor.

Pero hay muchas opiniones mecánicas que afirman su poca efectividad. Y es que son el sistema más económico pero también el menos específico, por lo que si el inyector tiene algún tipo de problema no van a ser capaces de actuar sobre él.

Además, su composición química puede acabar dañando alguna parte interna del coche, por lo que no se recomienda su uso continuado. Por otro lado, si se presta atención a la formulación de estos productos se puede acabar obteniendo un mejor resultado de lo esperado, aunque no será tan específico ni profundo como el que se pueda obtener en un taller.

Por tanto, el uso de este tipo de productos en momentos concretos o para problemas específicos, como coches que llevan mucho tiempo sin arrancar, puede ser beneficioso pero, si de verdad se quiere cuidar el motor, lo mejor será seguir las especificaciones del fabricante e ir al taller cuando toque.


Source: Coches

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *