Noticias del Motor

Las novedades del año… cuando todo vuelva a su ser (III)

Tercera entrega de una selección de modelos de nueva factura que de aquí a finales de 2020 estarán en los concesionarios de nuestro país.

En otoño se espera la llegada del primer modelo completamente eléctrico de la firma japonesa, una variante del SUV CX-30 impulsado por esta nueva y limpia tecnología.

Mide 4,4 metros de longitud, tiene una silueta robusta y se caracteriza por la apertura inversa de las puertas traseras laterales, además de por los protectores inferiores de la carrocería y las llantas de 18 pulgadas.

El interior es diáfano y de diseño limpio, con detalles de construcción sostenible, como es el corcho, y un maletero de 430 litros de capacidad. La instrumentación es digital y también dispone de una pantalla táctil multimedia de 8,8 pulgadas.

El motor eléctrico de 105 kW desarrolla una potencia equivalente a los 143 CV y se combina con una batería de 35 kWh para conseguir aproximadamente 200 kilómetros de autonomía. En una estación de alta potencia se puede obtener el 80% de carga en solo 35 minutos.

El precio, aún no concretado, se estima que estará en torno a los 33.000 euros, y en cuanto a equipamiento no faltarán elementos importantes en materia de seguridad como el asistente de mantenimiento de carril, la alerta de colisión lateral y la detección de obstáculos, estos dos últmos con sistema de frenado de emergencia.

La segunda generación del SUV de carrocería tipo coupé de Mercedes, basado en el GLE convencional pero con una línea mucho más deportiva, se pondrá a la venta el próximo mes de mayo. Respecto a su predecesor gana casi 4 cm en longitud, para dejar un conjunto de 4,94 metros realmente atractivo y poderoso, además de contar con un maletero de 655 litros de capacidad.

En el lanzamiento dispondrá de dos mecánicas diésel de 6 cilindros en línea y 3 litros con potencias de 272 y 330 caballos, aunque más adelante se espera que la gama se complete con una versión híbrida enchufable de 320 CV y un contundente variante AMG gasolina de 435 caballos.

Como no podía ser de otra forma, estas mecánicas se combinan con un sistema de tracción total y un cambio automático de 9 marchas. Dada su orientación más deportiva, también se ha trabajado en la suspensión para hacerla más firme, y dispone de recursos tecnológicos como el Road Surface Scan, que interpreta en tiempo real las características de la carretera para que el sistema de amortiguación se adapte al recorrido.

Por dentro todo está orientado al lujo y al confort, destacando en el puesto y de conducción y el centro del salpicadero las dos enormes pantallas digitales de 12,3 pulgadas dispuestas longitudinalmente. El precio del GLE Coupé arranca en los 86.850 euros.

Justo en estas semanas ha comenzado su andadura comercial la versión eléctrica del carismático Mini, que recibe el “apellido” de SE o Electric. Sin cambios profundos en el diseño, y siempre con carrocería de 3 puertas, se distingue principalmente por la parrilla cerrada (no necesita tomas de aire) o la ausencia del tubo de escape detrás, además de los logos en amarillo, que son los que lo diferencian del resto de la gama. Las llantas pueden ser de 16 o 17 pulgadas.

Por dentro mantiene la originalidad de siempre, con acabados de muy buena calidad, y se apunta a la moda del cuadro de instrumentos digital, que se suma a la gran esfera central que incluye la pantalla multimedia de hasta 8,8”.

El motor eléctrico de 134 kW se asocia a una batería de litio de 32,6 kWh, y el sistema permite obtener el equivalente a 180 caballos de potencia máxima. En prestaciones, este Mini acelera de 0 a 100 km/h en solo 7,3” y alcanza una velocidad máxima de 150 km/h. Se puede elegir entre cuatro modos de conducción: Sport, Mid, Green y Green+, las dos últimas para preservar una autonomía que está en torno a los 230 kilómetros. En puntos de carga no domésticos, el tiempo de recuperación de energía va de 35 minutos a 3,5 horas.

La gama se estructura en torno a los acabados S, M, L y XL, pero el más básico incluye ya luces Led, climatizador o aplicación para tener información del coche en el móvil. El precio de este Mini va de los 33.950 a los 41.000 euros.

Otra de las grandes novedades de este año, puesto a la venta hace escasas semanas, es el Juke de Nissan, un modelo convenientemente renovado después de 10 años de recorrido de la primera generación.

Con 4,2 metros de longitud (7 cm más que antes) y una imagen mucho más agresiva, aunque mantiene su faros redondos de siempre, está disponible en una amplia gama de colores que, incluso, se pueden combinar para personalizarlo. Al ser más largo también crece la distancia entre ejes en 10,5 cm, lo que redunda en un habitáculo más amplio. El maletero ofrece 422 litros de capacidad.

En este reciente lanzamiento la gama se ciñe a un solo motor gasolina DIG-T de tres cilindros turboalimentado que rinde 117 caballos de potencia. Se puede asociar a un cambio manual de 6 velocidades o a uno automático de 7 marchas que se gestiona mediante levas en el volante. Con esta mecánica, más eficiente que la anterior, el consumo medio homologado es de 5,5 litros a los 100 km.

Otra novedad es el trabajo en la suspensión para hacerla menos rígida y más confortable, aunque no deja de ser firme. La gama contempla cuatro líneas de equipamiento, Acenta, N-Connecta, Tekna y N-Design, y está disponible desde 20.850 euros (precio sin aplicar descuentos). El equipamiento de serie de la versión de acceso ya contempla luces Led, aire acondicionado, conexión Bluetooth, control de crucero, reconocimiento de señales de tráfico, asistente de mantenimiento de carril y cámara de visión trasera. El sistema multimedia, con pantalla de 8”, es compatible con Apple CarPlay y Android Auto.

El próximo verano llega un Insignia con ligeros cambios en su imagen y más importantes en equipamiento, los cuales afectan tanto a la variante con carrocería de cinco puertas, denominada Grand Sport, como a la familiar Sports Tourer.

La renovación estética se hace notar sobre todo en el frontal, con una parrilla más estilizada y faros más potentes, con posibilidad de elegir unas ópticas matriciales mediante Led de 84 diodos que se adaptan a las condiciones de luz y conducción, evitando también el deslumbramiento de los coches que vienen de frente.

La gama mecánica se he revisado para hacerlos más eficientes y contener el consumo. En principio se podrá elegir entre tres opciones de gasolina turboalimentados con potencias entre 145 y 230 caballos y una diésel de 122. La versión de 230 CV, que impulsará al más deportivo GSi, tendrá tracción total y cambio automático de 9 velocidades.

En cuanto al equipamiento, las novedades más importantes son la nueva cámara de marcha atrás con alerta de tráfico cruzado y peatones con función de frenado automático y tres niveles de sistemas multimedia, el más completo con conexión a internet e información del tráfico en tiempo real.

La gama se estructura en cuatro acabados, Elegance, Ultimate, GS Line y GSi, aunque aún se desconocen los precios.


Source: Coches

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *